El entrenamiento de fuerza no solo es bueno para tu cuerpo

El entrenamiento de fuerza no solo es bueno para tu cuerpo, sino que también puede mejorar tu salud mental

Cuando levantas pesas, tu cuerpo libera endorfinas, que son las sustancias químicas que te hacen sentir bien. Estas endorfinas pueden ayudarte a reducir el estrés y la ansiedad, y mejorar tu estado de ánimo en general.

Es cierto que hacer ejercicio regularmente puede hacerte sentir mejor, pero el entrenamiento de fuerza puede ofrecerte beneficios adicionales para tu salud mental.

De hecho, un estudio publicado en la revista JAMA Psychiatry encontró que el entrenamiento de fuerza estaba asociado con una reducción significativa en los síntomas de depresión.

Hombre haciendo piruetas encima de patineta

Descripción generada automáticamente con confianza media

Además, el entrenamiento de fuerza puede ayudarte a construir confianza y autoestima. A medida que te vuelves más fuerte y puedes levantar más peso, te sentirás mejor contigo mismo y tendrás más confianza en tus habilidades.

También notarás cambios en tu cuerpo, como un aumento en la masa muscular y una reducción de la grasa corporal, lo que puede ayudarte a sentirte mejor acerca de tu apariencia física.

Pero los beneficios del entrenamiento de fuerza para la salud mental van más allá de la química del cerebro y la imagen corporal.

Algunos estudios han encontrado que el entrenamiento de fuerza puede mejorar la capacidad cognitiva y la memoria, lo que puede ser especialmente importante para las personas mayores.

Una persona con una tabla de skateboard

Descripción generada automáticamente con confianza media

También puede mejorar la calidad del sueño, lo que a su vez puede mejorar tu salud mental y física en general.

El entrenamiento de fuerza también puede ser una actividad social que te ayude a conectarte con otras personas.

Si te unes a un gimnasio o un grupo de levantamiento de pesas, tendrás la oportunidad de conocer a otras personas con intereses similares.

El hecho de tener un grupo de apoyo puede ser muy útil para motivarte y mantenerte comprometido con tu rutina de entrenamiento.

Entonces, ¿cómo puedes incorporar el entrenamiento de fuerza en tu rutina?

Si eres nuevo en el gimnasio, es una buena idea comenzar con un entrenador personal o un amigo que tenga experiencia en el levantamiento de pesas. Te pueden ayudar a aprender la técnica correcta y asegurarse de que estás haciendo los ejercicios de manera segura y efectiva.

También es importante empezar poco a poco y aumentar la intensidad gradualmente. Si intentas levantar demasiado peso demasiado pronto, puedes lesionarte… entonces tendrás que parar un tiempo (más o menos largo) para la recuperación.

Comienza con pesos más ligeros y enfócate en la técnica adecuada antes de aumentar la carga.

Además, es importante variar tu rutina de entrenamiento para evitar el aburrimiento y prevenir lesiones.

Trata de incorporar una variedad de ejercicios que trabajen diferentes grupos musculares, y alterna entre entrenamiento de fuerza y ejercicios cardiovasculares para obtener los máximos beneficios para tu salud general.

Un hombre con un micrófono en la noche

Descripción generada automáticamente con confianza baja

En resumen:

  • El entrenamiento de fuerza es una excelente manera de mejorar tu salud mental y física.
  • Puede ayudarte a reducir el estrés y la ansiedad, aumentar tu autoestima y confianza, mejorar la calidad del sueño y conectarte con otros.
  • Si eres nuevo en el entrenamiento de fuerza, asegúrate de empezar poco a poco